Acerca de SUNTRACS

about

 

El 10 de septiembre de 1972, en la Sala Francesa, en Calidonia, cerca del desaparecido teatro Tívoli, se funda el Sindicato Único Nacional de Trabajadores de la Industria de la Construcción y Similares (SUNTRACS)...

Leer más...

Videos

Panamá: Antidemocracia versus democracia Articulo de Genaro López

genaro 13 3 2016

Panamá: Antidemocracia versus democracia

Articulo de Genaro López

Antidemocracia versus democracia

‘[...] ¿es suficiente que existan partidos políticos y celebrar elecciones [...] para que exista democracia?'

Genaro López

 

Al periodo que transcurre luego de la invasión lo denominan ‘periodo de Gobiernos democráticos', suele señalarse también que es necesario ‘perfeccionar la democracia', y recientemente, frente al tema del financiamiento público electoral, hay quienes pregonan que ‘la democracia cuesta'.
 

Cada una de estas aseveraciones deja por sentado que en el país existe democracia. ¿Qué los lleva a esta afirmación?, que, desde el conjunto de la población, cada vez ve con mayor preocupación los escándalos que prevalecen en los tres órganos de Gobierno, los cuales persisten y se acrecientan en la más completa impunidad. ¿Qué sustenta esa afirmación?, en el conjunto del descrédito de la partidocracia (partidos tradicionales), producto del clientelismo político que prevalece en ello y el divorcio con las más apremiantes necesidades sociales de la mayoría de la población.

 

Con extrema ligereza suele otorgársele al sistema político imperante en el país la calificación de democrático. Cabe preguntarse ¿es suficiente que existan partidos políticos y celebrar elecciones periódicamente para que exista democracia? La realidad panameña demuestra que NO.

 

La realidad económica y social que vive la mayoría de los panameños es prueba de una ‘democracia vacía' que rehúsa hablar de las inequidades sociales. No puede haber democracia, donde se insiste en un estilo de crecimiento económico excluyente, que margina.

 

Es decir, la llamada etapa democrática para el conjunto de los ciudadanos solo ha significado una repetición interminable de desencantos, injusticias y atropellos por parte de los mismos grupos de familias y personas que, desde distintos partidos y Gobiernos, se han enriquecido pasando por encima de los más importantes derechos de la población. De los mismos que niegan las condiciones que permiten una vida saludable: alimentación, trabajo, salud, seguridad social, educación, vivienda, ambiente sano y respeto a la cultura e identidad.

 

En medio de tanta antidemocracia, el pueblo panameño viene levantando su voz de protesta, viene tomando conciencia de su necesidad de organizarse, viene exigiendo en las calles que se respeten sus derechos humanos. Ante un mayor grado de conciencia social y política de la población, en el establecer las causas y los responsables de esta nefasta realidad, la partidocracia, los Gobiernos y grupos de poder económico, han ido limitando la participación de los ciudadanos en la vida política (derecho a la organización y satanizado la organización social).

 

La población tiene que dar el salto, tenemos que dar la lucha reivindicativa mancomunadamente con la lucha política (electoral y no electoral). Tenemos que hacer valer la fuerza de una población organizada que plantea su plena participación en la toma de decisiones.

 

Tenemos que poder construir una sociedad de paz, justicia e igualdad en el respeto a los derechos humanos de todos. Para nosotros la verdadera democracia, por la cual iniciamos nuestra lucha en el terreno político, a través del Frente Amplio por la Democracia (FAD).

 

Rompamos la política de miedo y la antidemocracia en la que los grupos de poder económico y político nos quieren colocar. Este 5 de mayo hagamos valer la fuerza del soberano, el pueblo, salgamos a votar, pero nunca más por los mismos.

 

A partir de allí, construyamos un modelo de desarrollo nacional y social, un modelo distinto al neoliberalismo que nos viene empobreciendo, excluyendo, marginando, pero que goza del beneplácito de los partidos tradicionales, mismos que nos han gobernado. Demos muestras con ello de que no avalamos el aumento de la edad de jubilación y la disminución de pensiones; que nos oponemos a la informalidad laboral y bajos salarios; que rechazamos la privatización de la educación, salud y agua; que rechazamos el aumento de impuestos. Medidas que ya todos los partidos tradicionales y supuestos independientes le han aceptado al FMI y al BM. El FAD es el único partido que ha señalado y puede ejecutar un programa de Gobierno distinto a las medidas antipopulares.

 

El FAD, convoca a todo el pueblo a construir una verdadera democracia que haga posible Una Patria para Todos.

SECRETARIO GENERAL DE CONUSI — FRENADESO.

Contáctenos

SUNTRACS Nuevo Veranillo, Calle “L” Final

Teléfonos: 267-0053 / 274- 0727

c-e: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

: